Corregirá Senado inconsistencias de la reforma electoral, afirma Ricardo Monreal

Ricardo Monreal Ávila afirmó que su bancada actuará con responsabilidad para corregir las inconsistencias y contradicciones que contienen la minuta de la reforma electoral, aprobada en la colegisladora.

En entrevista, tras culminar la presentación del Primer Informe de Labores Legislativas del senador Elí César Cervantes, Monreal Ávila subrayó no corregir esos errores delicados iría en detrimento de la calidad de la democracia.

En ese sentido, subrayó que el hecho de que el Senado no aprobará la propuesta en fast track puso en relieve estas inconsistencias, las cuales tienen la obligación de corregir.

Detalló que no sólo son dos o tres errores que contiene la minuta, sino que contiene más contradicciones constitucionales, las cuales les mostrará a las comisiones dictaminadoras para evitar que se aprueben así.

Por ello, el legislador advirtió que regresarán el proyecto a la Cámara de Diputados con modificaciones y serán ellos quienes decidan si se allanan o insisten en su dictamen.

Cualquier reforma electoral, enfatizó el legislador, debe tener legitimidad social.

El coordinador del Grupo Parlamentario de Morena en el Senado, agregó que las últimas reformas han tenido el consenso de las fuerzas políticas, pues prefiere el consenso, pero asentó que es legal aprobarlas con la simple mayoría.

Monreal Ávila confió en que no se judicialice el proyecto, por lo que adelantó que trabajarán para hacer un documento lo más aseado y escrupulosamente observante de la Constitución.

De acuerdo con el senador, la minuta contiene “claroscuros”, pero también “buenas” disposiciones en materia de derechos políticos y del sistema electoral, por lo que se tienen que analizar los artículos que contradicen los principios del artículo 41 de la Constitución Política.

Hasta el momento se detectó que la adición de una fracción a un artículo de la Ley de Partidos Políticos es inconstitucional, pues propone que el partido nacional que no obtenga tres por ciento de los votos en la elección presidencial perderá su registro, “al menos que en 16 estados del país sí tenga el tres por ciento”.

Pero la Carta Magna dispone que si un partido político nacional, en la contienda presidencial o en la contienda federal, no logra tres por ciento de los votos, como consecuencia pierde el registro.