INE conmemora el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres

En el evento conmemorativo por el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, Lorenzo Córdova, Consejero Presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), aseguró que en la lucha para erradicar la violencia contra las mujeres y la defensa de la democracia “no se dará un paso atrás”.

Afirmó que en materia de violencia política “las instituciones del Estado mexicano responsables de la impartición de justicia están en deuda con las mujeres y deben dar pasos decisivos para acabar con la impunidad, que es el gran escudo en el que se protegen quienes cobardemente violentan los derechos y la integridad física de ellas, y contribuyen a la erosión de una democracia que todavía tiene muchas promesas incumplidas”.

El Consejero Presidente del INE explicó que el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres no es sólo de solidaridad y sororidad, “sino de protesta ante un fenómeno que nos impide consolidarnos como una democracia plena”.

En el marco de la conferencia magistral “Violencia digital y mediática”, ofrecida por Olimpia Coral Melo Cruz, Lorenzo Córdova alertó que en el mundo digital se recrea de “manera peligrosa la violencia contra las mujeres y la violencia política”.

Agregó que datos de la Encuesta Nacional sobre Dinámica en las Relaciones de los Hogares, levantada por el INEGI en 2021, 70.1 por ciento de las mujeres de 15 años o más señalan haber experimentado una situación de violencia psicológica, física sexual, patrimonial o discriminación, mientras que el 42.8 por ciento padeció algún tipo de violencia en los últimos 12 meses.

Manifestó que la violencia contra las mujeres se ha incrementado por tres aspectos: “la polarización peligrosamente aderezada por el valor antidemocrático que es la intolerancia; la posibilidad del anonimato que se puede construir en las redes sociales; y por el incremento de cargos y responsabilidades públicas que han venido ganando las mujeres a partir de las reformas y la paridad de género”.

Dijo que, ante la mayor participación política de las mujeres, más actos y manifestaciones de violencia política en contra de ellas se presentan, “esto nos obliga a quienes estamos comprometidos con la causa de la igualdad, de los derechos, a impulsar todos los proyectos de cultura cívica, acciones afirmativas y medidas de colaboración institucional que puedan contribuir a erradicar dicha violencia”.

Por ello, detalló que el INE ha avanzado en la definición de mecanismos, estadísticas, herramientas normativas, criterios e índices para atender la violencia contra las mujeres que ha permitido que 28 Organismos Públicos Locales Electorales proporcionen alguna atención a quienes acuden a presentar quejas o denuncias por violencia política por razón de género; se cuenta con el Registro de Personas Sancionadas por Violencia Política en Contra de las Mujeres, que al 11 de noviembre, tiene 283 registros de personas imposibilitadas a contender por cualquier cargo de elección pública; y se tiene un Reglamento de Quejas y Denuncias, un protocolo y una guía para atender estos casos.

Internet y redes sociales se utilizan “como arma para vulnerar seguridad”

La Consejera Norma De la Cruz, indicó que el internet y las redes sociales ofrecían la promesa de cerrar las brechas de comunicación y acortar las distancias, “se utiliza como un arma, que, bajo el anonimato, vulnera la seguridad, intimidad, la dignidad y la vida privada, sobre todo de las mujeres”.

Señaló que la visibilización de los casos por violencia digital y mediática hace necesario fortalecer los mecanismos de denuncia, por lo que “no se debe olvidar que lo que no se nombra se invisibiliza, pero existe y vulnera los derechos y, en particular, los derechos de las mujeres”.

Expuso que del 14 de abril de 2020 al 13 de noviembre de 2022 se recibieron 81 quejas por ataques en redes sociales y 21 por ataques en medios de comunicación.

En su conferencia magistral “Violencia digital y mediática”, Olimpia Coral Melo definió a la violencia digital como “aquellos actos agravados y perpetuados a través de las nuevas tecnologías de la información y comunicación, redes sociales, servicios de correos electrónico, aplicaciones, plataformas de internet, foros de discusión en línea u otros espacios de uso de dígitos y tecnología que causen daño a los derechos humanos de las personas”, como “a la privacidad, intimidad, seguridad y dignidad de las personas que habitan los medios digitales”.

La impulsora de la ley contra el acoso digital llamada, Ley Olimpia, alertó que el 80 por ciento de quienes viven violencia en redes sociales son mujeres y nueve de cada 10 mujeres que han experimentado algún tipo de ciberacoso lo han hecho desde los 12 años.

El Consejero Electoral, Uuc-kib Espadas, fue el encargado de comentar la conferencia magistral, ahí subrayó que “desmantelar la violencia contra las mujeres es una tarea social y muy honda”, y se debe entender que “la violencia digital va mucho más allá de la violación a la sexualidad y a la intimidad de las mujeres, difundiendo imágenes sexuales que no fueron autorizadas”.

Concluyó que “hay que expandir el foco de análisis si se pretende una sociedad igualitaria y donde nacer mujer no traiga una carga de desigualdad desde el primer momento, y una sociedad donde nacer mujer, indígena y pobre es una condena de la que difícilmente se sale, no importa cuántos esfuerzos personales se hagan”.