Analizan recomendaciones en política pública y economía para México y Reino Unido

Es necesario valorar cuáles serán las tendencias que la pandemia deja a largo plazo, toda vez que “la educación y el mercado de trabajo tienen una relación muy fluida en una interconexión obvia que requiere ser analizada a la luz de lo que está ocurriendo en las economías del mundo”, afirmó el secretario General de la UNAM, Leonardo Lomelí Vanegas, al inaugurar el seminario “The labour market, education and digitalisation in the onset and post Covid-19 pandemic”.

En el encuentro participan especialistas del Instituto de Investigaciones Económicas (IIEc) de la UNAM y el Institute for Policy Research (IPR), de la Universidad de Bath en el Reino Unido, quienes revisan los efectos inmediatos de la pandemia sobre el mercado de trabajo y la educación, con miras a colaborar y elaborar propuestas de política pública en beneficio de la sociedad.

Resaltó la colaboración entre el IIEc y la Universidad de Bath, porque incluye temas de relevancia al analizar un tópico importante para la economía mexicana, la educación y nuestra Universidad.

A su vez, el director del IIEc, Armando Sánchez Vargas, refirió que durante los tres días de trabajo se debatirá sobre los desafíos laborales, de salud y educación que serán apremiantes para las economías en las próximas tres décadas.

“La idea es mostrar que se puede trabajar juntos y en un trabajo colaborativo de investigación de largo plazo entre ambas instituciones. Se discutirán los desafíos globales más apremiantes anteriores a la crisis y se analizará de cerca el futuro de ambos países y se intentarán realizar recomendaciones desde el sector académico, sobre todo para la política pública y económica, más aún reforzar el intercambio existente entre ambas universidades, estudiantes y comunidades para proponer futuras soluciones y, quizá, políticas públicas, para enfrentar los problemas de México de manera colaborativa”, comentó el también investigador en el seminario organizado por el IIEc y el IPR.

En tanto, la directora del Centro de Estudios Mexicanos UNAM-Reino Unido, Ana Elena González Treviño, dijo que el seminario sienta un precedente para la colaboración internacional en el campo de la economía, y recordó que esta casa de estudios ha signado, al menos, tres acuerdos de colaboración con la Universidad de Bath y se han publicado más de una veintena de contribuciones conjuntas.

La investigadora asociada del IPR, Aída García Lázaro, estimó que para la Universidad de Bath también es significativo ser global porque vivimos en una nueva realidad, no podemos aislados. La investigación y colaboración son estratégicas, ya que tienen áreas comunes de desarrollo.

Durante la primera mesa de trabajo, Matthew Dickson, especialista del IPR, detalló que esta institución trabaja en proyectos de relevancia en la política pública y contribuye con datos al debate para la toma de decisiones al construir redes de cooperación con expertos del mundo, a fin de incrementar la comprensión de diversos temas de investigación como son: “Futuro sostenibles y vida saludable”, así como “Economía política y política”.

Añadió que desde hace tiempo se impulsan planes como el UBILab@IPR, donde se realizan microsimulaciones y modelos macroeconómicos de propuestas del UBI, se estudian pilotos y experimentos de esa casa de estudios, además de revisar la economía política y los intercambios de conocimientos con legisladores y defensores de la sociedad civil.

Respecto al proyecto Educación, bienestar y trabajo, el investigador británico abundó que se analiza una reforma con particular enfoque en la economía política, sus herramientas, métodos y marcos de explicación.

“Estamos preocupados por las formas en las que las políticas de crisis financiera, los cambios en el mercado y los desarrollos sociotecnológicos producen nuevos riesgos sociales y vulnerabilidades. Exploramos opciones en el rango de política pública, responsabilidad social para que estos retos y opciones lleven a la seguridad y justicia social”, finalizó.