Proyecto del Tren Maya promueve salvamento arqueológico en el sureste, asegura INAH

El presidente Andrés Manuel López Obrador destacó que el Gobierno de México, a través del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), impulsa acciones de rescate de zonas arqueológicas en la construcción del Tren Maya.

“La construcción del Tren Maya significa la recuperación de las antiguas ciudades mayas y se está trabajando en descubrimientos, en rehabilitación de sitios arqueológicos abandonados; (…) va a significar resaltar aún más la grandeza cultural de México en esta región”, subrayó.

En conferencia de prensa matutina, el mandatario indicó que desde el inicio de obras en la península “hay cientos de arqueólogos, como no se había visto, trabajando, recuperando toda nuestra riqueza artística, cultural del mundo maya”.

A la fecha, suman 450 arqueólogos y alrededor de 900 profesionales en diferentes áreas que abarcan la sistematización de la información, georreferenciación de datos culturales y arqueológicos, así como el análisis de materiales obtenidos, informó el director general del INAH, Diego Prieto Hernández.

En el reporte mensual de salvamento arqueológico, anunció que, como parte del Programa de Mejoramiento de Zonas Arqueológicas (Promeza), la incorporación de dos sitios de Quintana Roo que serán de nueva apertura: Ichkabal y Paamul II.

Las estructuras arquitectónicas de estos lugares se restaurarán como parte de la labor de conservación del patrimonio cultural e histórico para heredarlo a las futuras generaciones.

La antigua ciudad de Moral Reforma, Tabasco, conectará con el Tren Maya en la estación El Triunfo. Esta área sumará al circuito de visita, lo que permitirá una mejor comprensión, apreciación y disfrute de turistas nacionales y extranjeros.

El funcionario dio a conocer que el tramo 5 sur marcha al 10.9 por ciento tras retomar las tareas de excavación de material arqueológico, mientras que el tramo 5 norte cuenta con el 100 por ciento de prospección.

En tanto, el tramo 4 reporta el 73.96 por ciento de avance tras realizarse un ajuste de trazo en el ramal de arribo a la estación de Cancún, expuso.

Al 27 de septiembre, el INAH ha registrado y preservado 26 mil 301 bienes inmuebles como basamentos, albarradas y nivelaciones; mil 411 bienes muebles, metates y lítica entre ellos. Además, 450 osamentas, 608 mil 489 fragmentos de cerámica, 484 vasijas completas en proceso de análisis y 938 rasgos naturales asociados al contexto arqueológico como cuevas, pozos y cenotes.