Propone líder del PRI, Alejandro Moreno, órgano autónomo de protección a periodistas

Luego de que se filtrara un audio, donde el dirigente nacional del Partido Revolucionario Institucional, Alejandro Moreno, dijo a los “periodistas hay que matarlos de hambre y no a balazos”, hoy presentó la iniciativa que expide la Ley de la Comisión Nacional de Protección a Periodistas, organismo constitucional autónomo que busca proteger a periodistas de ataques y amenazas, así como fortalecer el papel del periodismo en México.

El también diputado federal cataloga al periodismo como un bien público, cuyo bienestar debe preocupar a los ciudadanos, ya que su papel permite garantizar la libertad de expresión y a la información, así como ser un contrapeso a cualquier intento por imponer el autoritarismo en México.

En la iniciativa se propone la creación del Observatorio Nacional de Monitoreo de Violencia contra Periodistas, órgano encargado de vigilar los ataques a la prensa y las amenazas diarias que reciban. 

Asimismo, se propone crear el Registro Nacional de Periodistas, que se encargaría de establecer datos sobre la situación profesional y el riesgo que puedan tener los periodistas en México, poniendo en marcha, además, un programa para fortalecer el periodismo independiente y a los medios locales, los cuales están en mayor riesgo de ser agredidos por su trabajo.

En esencia, el legislador federal priista busca fortalecer la protección de los profesionales del periodismo, ya que México se ha convertido en el país sin guerra más inseguro para periodistas, quienes en el 90 por ciento de los casos, padecen agresiones provenientes de servidores públicos.

En su exposición de motivos, el diputado Alejandro Moreno señaló que desde hace algunos años México ha permanecido entre la recurrente violencia hacia periodistas y la estigmatización pública con respecto a su trabajo.

El también presidente de la Comisión de Gobernación en la Cámara de Diputados, destacó que durante la gestión del gobierno actual, 36 periodistas han sido asesinados, evidencia de que el actual mecanismo de protección no funciona, pues tarda hasta 28 días para responder una solicitud de auxilio.

Además de lo anterior, expuso, con el actual gobierno se incrementaron 85 por ciento las agresiones contra los periodistas, y México está en el lugar 143 de 180 en el índice de libertad de prensa.

Por eso, indicó el diputado, su iniciativa crea un protocolo que asegura la protección del periodista en menos de 24 horas, así como apoyo psicológico y reubicación en casas de seguridad tanto de la persona en riesgo, como de su familia.