Destaca Sánchez Cordero intenso trabajo legislativo en el primer año de la LXV Legislatura

 Del 1 de septiembre de 2021 al 27 de abril de 2022, el Senado aprobó dos reformas constitucionales, 10 leyes de nueva creación, 155 reformas a distintos ordenamientos vigentes, un intenso trabajo legislativo que logró con tolerancia y respeto a la pluralidad, destacó la presidenta de la Mesa Directiva, Olga Sánchez Cordero.

La senadora dijo que, pese a la emergencia sanitaria, provocada por la Covid-19, el Senado de la República ha sabido sobreponerse a las dificultades que enfrentamos como país y ha aprobado un marco jurídico de gran impacto para la República y para mejorar la vida de las personas.

Sánchez Cordero subrayó los 217 dictámenes con puntos de acuerdo que fueron aprobados; además de los 378 nombramientos, entre los que destacan el de una ministra de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y el de una integrante de la Junta de Gobierno del Banco de México.

Desde una perspectiva democrática, con imparcialidad, tolerancia y respeto a la pluralidad se lograron avances trascendentales como elevar a rango constitucional el derecho de las víctimas a la verdad, la justicia, la memoria, la reparación del daño y la garantía de no repetición.

Además, la Cámara de Senadores dio su respaldo a la creación del Centro Nacional de Identificación Humana, que permitirá agilizar la búsqueda de personas desaparecidas; así como a la reforma a la Ley Minera para que el litio sea considerado propiedad de la nación; y la legislación secundaria para garantizar las pensiones para adultos mayores.

Se establecieron mejoras orientadas a la coordinación y profesionalización de las instituciones policiales y de procuración de justicia; se aprobaron cambios legales para combatir el reclutamiento forzado de niñas, niños y adolescentes: y se revisó la figura de la prisión preventiva.

Sánchez Cordero destacó que en el cierre del Segundo Periodo Ordinario del Primer Año de Ejercicio Legislativo fue aprobada un proyecto que impulsó para sancionar penalmente, con cárcel, el uso de sustancias prohibidas como el clembuterol en los animales para consumo humano.

“Haber catalogado esta conducta como un delito -agregó- implicó votar contra la ambición y la falta de ética en quienes han optado por hacer del negocio de la carne, un negocio con sustancias prohibidas que atenta contra la salud de nuestro pueblo”, y el bienestar de los animales.

La presidenta de la Mesa Directiva también destacó las propuestas que se avalaron para mejorar la atención de enfermedades raras; y para reconocer derechos laborales de personas menstruantes; así como la incorporación de los derechos de personas adultas mayores en materia de tecnologías de la información.

Pero también, en la Cámara de Senadores, destacó, se han planteado debates en temas que antes eran tabú, como las terapias de conversión, la trata de personas y el uso lúdico del cannabis.

“Estoy orgullosa del trabajo realizado y sé que seguiremos generando consensos para México”. Durante este periodo, enfatizó, el Senado reafirmó su posición como parte fundamental de un poder activo, propositivo y fundamental de la vida pública de nuestro país.

“En estos meses pudimos trabajar sobre la construcción de acuerdos, que hicieron de la pluralidad, la herramienta de legitimidad con que revestimos nuestras decisiones”, afirmó Sánchez Cordero en su discurso para clausurar los trabajos del Segundo Periodo de Sesiones.