Responde Semarnat a las críticas por el Tren Maya: ¿Dónde estaban los pseudoambientalistas…?

En respuesta al video y comentarios de actores, cantantes y científicos, que participaron en la campaña “Sélvame del Tren”, en referencia al tramo 5 del Tren Maya, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) difundió un comunicado, con el título ¿Dónde estaban los pseudoambientalistas cuando hace años empezó la verdadera devastación en el sureste de México?

En el texto, inicia con el siguiente afirmación: “Ante las publicaciones que circulan en redes sociales, con desinformación o información errónea, en las que distintas personas y pseudoambientalistas hacen creer a la población en general que el Gobierno de México promueve la devastación medioambiental en el sureste mexicano, se comparten algunas situaciones graves de los últimos 30 años que sí han dañado la riqueza natural de esa región y que no fueron dignas de levantar la voz de quienes hoy se ostentan como defensores del medio ambiente”.

Luego incluye seis proyectos de gobiernos anteriores al de Andrés Manuel López Obrador, con el que dañaron el medio ambiente:

Se permitió el crecimiento indiscriminado de granjas porcícolas.

Se potenció y fomentó el uso de agroquímicos como el glifosato.

Se omitió atender el creciente problema de la deforestación y tala ilegal.

Se dieron permisos para la explotación minera sin considerar los daños al ambiente.

Se permitió la siembra de cultivos exóticos como la palma de aceite.

Se autorizaron megaproyectos y obras de infraestructura que dañaron severamente al medio ambiente.

“En este contexto –señalan en el comunicado–, con el inicio de la Cuarta Transformación también empezó la remediación de este desastre socioambiental, por lo que hemos puesto en marcha acciones, estrategias y programas que permitan detener y contrarrestar las prácticas que atentan contra el medio ambiente y la población, ya que también fomentamos un turismo respetuoso de la naturaleza y de las comunidades que habitan estos lugares”.

Y enumera seis acciones que ha desarrollado la presente administración:

El Programa de Reforestación más grande del mundo.

Estrategia contra la Tala Ilegal.

Acuerdo histórico con la comunidad menonita.

Reconocimiento a las comunidades que cuidan y conservan el medio ambiente.

No se ha otorgado ninguna concesión de minería a cielo abierto.

Se interponen controversias constitucionales para proteger el medio ambiente.

Y concluye que. “Con estas y otras acciones, el Gobierno de México combate los verdaderos problemas ambientales que hay en el sureste del país (Chiapas, Tabasco, Campeche, Yucatán y Quintana Roo), y se implementa el Proyecto Tren Maya como una obra emblemática de este gobierno, que armoniza el desarrollo económico y social con la conservación de los recursos naturales. También es importante señalar que se está impulsando la conservación del territorio a través de la ampliación y creación de Áreas Naturales Protegidas.

“En suma, representa un proyecto para la justicia social y ambiental en el sureste de nuestro país de la mano de las comunidades. Las personas de la región quieren y ven en el Tren Maya un camino de esperanza para su bienestar y felicidad en sus propias comunidades, a diferencia de lo que en administraciones anteriores se hacía para perpetuar el beneficio de unos cuantos, por encima del bien común, las necesidades y el desarrollo de los habitantes del sureste, y los empujaba a migrar, aun cuando son las guardianas y guardianes históricos del territorio y los recursos naturales”.